Ducati Scrambler
Prueba: Scrambler Ducati Desert Sled

Probamos la Scrambler Ducati con más capacidades off road. Sometemos a la Desert Sled a un test de alto rendimiento y nos dejó pasmados…

Autor:
Jorge Torrecillas
Foto:
Javier Martínez
Publicado el 07/09/2017
Ducati Scrambler
Polivalencia
Estética
Scrambler de verdad
Calor motor
Altura asiento
motor soso en carretera

Cuando Ducati lanzó su gama Scrambler tenía claro que ponía en el mercado algo más que una moto. Tanto es así que entorno a la familia Scrambler se creó toda una cultura que desde el principio superó todas las expectativas. Puedes llamarlo hípster, vintage, heritage, pero lo cierto es que funcionó muy bien.

Fiel a evolucionar su concepto Scrambler, Ducati fue sacando diferentes versiones para satisfacer a cada vez más clientes para sobre la misma base. El que más nos interesaba a nosotros es la Desert Sled, la versión más campera, y cuya inspiración estaba en las scrambler puras que recorrían en desierto de California en las décadas de los 60 y 70. Motos que tenían base de moto de carretera pero que con ligeras modificaciones en suspensiones, ruedas y manillar podían adaptarse al off road.

Pues bien recogiendo esta filosofía de los compañeros de EnduroPro nos hemos aplicado a fondo para poner al límite a esta Scrambler Ducati Desert Sled. Nos desplazamos a uno de nuestros spots más desérticos para ambientarnos. Un escenario con bastantes posibilidades donde empezamos a rodar con la nueva Scrambler y donde nos dimos cuenta de que podríamos ir un poco más allá…


¿En qué se diferencia la Ducati Desert Sled del resto?

Aunque la base es la misma que la de sus hermanas Café Racer, Classic, Full Throttle, Sixty Two e Icon, la  Desert Sled se diferencia del resto en varios detalles importantes:

- Más altura libre al suelo
- Asiento más alto (860 mm)
- Cubrecárter
- Manillar tipo mx
- Suspensiones
- Guardabarros elevado
- Chasis reforzado
- Nuevo basculante de doble brazo más largo
-  Amortiguador trasero longitudinal
- Horquilla de invertida de 46 mm
- Protector de faro
- Llantas de radios (19’’y 17’’) y neumáticos Pirelli Scorpiom Rally
- Mapping nuevo más suave

Los cambios estéticos son muy apreciables y la moto la verdad es que es imponente. Es alta y se la percibe endurera. Sin duda el trabajo realizado en Borgo Panigale ha sido meticuloso, pero… ¿Sería capaz de soportar uno de nuestros test?

Prueba off road de verdad

Julio López, nuestro piloto de pruebas de motocross, fue quien nos calentó a todos diciendo que se podría hacer algo espectacular con esta moto. Él era quien iba a jugarse el tipo y decidimos hacerle caso.

Desconectamos el ABS y desde el primer momento se mostró muy cómodo sobre la moto. El escenario tenía una pequeña crono, subidas y pequeñas montañitas similares a las del desierto californiano. Muy pronto empezó a rodar a ritmo ante el asombro del resto del equipo. Incluso atacó algunos peraltes con buen apoyo. La moto se metía por donde le dijeran.

La Scrambler Ducati Desert Sled es pesada. 207 kg en orden de marcha, lo que supone 100 kg más que cualquier moto de enduro. Este sobrepeso se debe en gran parte a su gran propulsor bicilíndrico, que para este modelo ha sido reajustado electrónicamente. La entrega de potencia es más suave que en las versiones de calle, lo que para nuestro gusto penaliza la conducción off road. Le falta el punch inicial que nos permitiría levantar la rueda delantera y, ahora, hay que hilar muy fino para lograrlo. Pero para un usuario medio es acertado ya que evitará cruzadas salvajes ya que no dispone de control de tracción.

El peso se nota en todo momento, pero una vez asumes que la moto es así empiezas a mimetizarte con ella. Para ello hay que destacar el gran trabajo de los neumáticos que ofrecen un grip muy bueno sobre terreno seco. Los Pirelli Scorpion Rally son una gran elección para los que tienen pretensiones off road, aunque penalizan lógicamente en carretera por sus grandes tacos.

También hay que elogiar el nuevo tarado de las suspensiones y sobre todo el nuevo amortiguador trasero y basculante que nos permiten un castigo mayor. Para pistear son más que correctas y cuando la metes en trabajo duro con baches y saltos son un poco secas pero salen del atolladero con solvencia. Lógicamente conseguir un equilibrio entre carretera y campo es muy complicado, pero se ha conseguido un mix muy acertado. De hecho, durante esta prueba no modificamos el setting, tan sólo la postura del manillar. Tanto es así que nos atrevimos a ir un paso más allá y meternos en un circuito de motocross como el de Torres de la Alameda (Madrid). Veamos lo que nos cuenta Julio López:

“La Desert Sled tiene una relación de cambio complicada para hacer enduro. Tiene una primera muy potente y corta, y la segunda desmultiplica mucho la fuerza del bicilíndrico siendo más larga, por lo que te obliga a ir muy rápido si queremos llevar el motor muy poco revolucionado. Para hacer pistas está bien, pero si nos metemos en un tramo más revirado iremos un poco forzados a ir en primera”.

“La moto se maneja con mucha facilidad a pesar de su peso. La postura es natural y realmente se ha hecho un gran trabajo para ajustarla al off road. La postura de conducción es muy buena tanto de pie como sentado y eso hace que tanto en apoyos como yendo al ataque sea magnífica. Me he divertido mucho haciendo de todo con ella e incluso pasando roderas. Prácticamente he llegado a tocar con el manillar en el suelo. Es una moto muy noble, la verdad.
En el salto que veis en las fotos la moto ha sido estado sobresaliente. Evidentemente no está pensada para esto ni mucho menos, pero como conocía bien el circuito y las recepciones de los saltos eran muy buenas no dudamos en lanzarnos a probarla. La moto despega bien, el reparto de pesos es equilibrado y en la caída evidentemente tiene mucho rebote, pero en ningún momento nos puso en problemas. Quede muy impresionado con su rendimiento ya que las pusimos muy al límite. Además el agarre de los neumáticos es alucinante, nunca pensé que una goma trail pudiera dar tanta tracción. La frenada es muy muy potente comparada con las motos de mx o enduro. Hay que tener tacto para no bloquear si quitas el ABS.”


Carretera: pintona y efectiva

En carretera la moto se muestra alegre. El motor de 75 caballos estira con contundencia pero sin llegar a asustar. Es una moto perfecta para disfrutar a sus mandos y también para usuarios poco experimentados. Su manejo con estas Scorpion Rally de Pirelli es prácticamente igual que con ruedas de carretera. Son ruidosos a partir de 80 km/h pero no transmiten vibraciones y permiten tumbar y hacer una conducción bastante próxima a las gomas mixtas sin taco. Si es cierto que en la entrada en curva es algo más perezosa, pero te acostumbras rápido.

La caja de cambios está calibrada para su uso en asfalto y es aquí donde podemos jugar con ella subiendo y bajando marchas de manera precisa. Es una delicia ir a un ritmo ligero con esta moto y disfrutar de su pilotaje. La postura sentado es muy cómoda y abierta por lo que el viento se siente en todo momento. En zonas urbanas el calor del motor se notará especialmente y deberás tener cuidado con el amortiguador pues coge mucha temperatura.

A pesar de tener un solo disco de 330 mm la pinza delantera Brembo de 4 pistones hace bien su trabajo. Buena frenada para detener esta scrambler ante cualquier imprevisto o para hacer apuradas fuertes.

Gran opción

Sin duda estamos ante una de las motos más atractivas de la gama Ducati. Junto con la Multistrada Enduro esta scrambler es la opción más apropiada para salir al campo a pasarlo bien. El trabajo que se ha hecho para adaptarla ha sido fabuloso y el resultado ya lo habéis visto en esta prueba. El precio es de 11.190 euros en color blanco y 200 euros más en rojo. Si te gusta divertirte a los mandos de una moto original y moderna que no renuncia a nada, tal vez esta sea una gran opción.

 

Detalles de la moto

Ducati scrambler chasis

Nuevo chasis multitubular reforzado para el uso campero. El basculante es de aluminio de dos brazos para aguantar el uso off road.

Ducati Scrambler motor

bicilíndrico a 90º de 8003 cc que desarrolla una potencia de 75 cv. Su respuesta al gas está suavizada respecto a la versión Scrambler normal

Ducati Scrambler neumático

Llantas de radios y neumáticos Pirelli ScorpionTM Rally STR con llanta delantera 19'' y trasera de 17''. Buena tracción y agarre en campo, ruidosos en carretera

Ducati Scrambler asiento

El asiento está a 860 mm del suelo, mucho más alta que el modelo estándar. La moto es más alta y preparada para uso off road.

Ducati Scrambler óptica faro

Guardabarros alto, suspensión ajustable, faro protegido, cubrecárter, escape de aluminio y acero y manillar de mx son sus señas de identidad

Ducati Scrambler cuadro

es pequeña y minimalista. Un punto a su favor es que se puede desconectar el ABS entrando en los ajustes de configuración.

Motor

Tipo

Bicilíndrico en V, 803 cc


Refrigeración

refrigeración aire


Potencia Máxima

73 CV a 8.250 rpm


Par Máximo

67 Nm (6,8 kgm) @ 5.750 rpm


Cambio

6 velocidades


Transmisión

Cadena


Chasis

Tipo

chasis tubular de acero tipo Trellis


Suspensiones

Horquilla invertida de 46 mm ajustable 200 mm de recorrido / amortiguador trasero KYB ajustable


Frenos

Delantero

Disco delantero de 330 mm, pinza radial 4 pistones


Trasero

Disco trasero 265 mm, pinza simple


Medidas y pesos

Longitud

2.200 mm


Distancia entre ejes

1.505 mm


Altura del asiento

860 mm


Peso (lleno)

207 kg


Capacidad del depósito

13 litros


Neumáticos

Pirelli Scorpion Rally 120/70 R19 y 170/60 R17


Texto:

Jorge Torrecillas

Fotos:

Javier Martínez

Ya está disponible el número 82 de nuestra revista ¡Totalmente gratis aquí!

Slider CSS - An automatic Slider only with CSS

Número #82: Sueños de juventud

Probamos las dos naked más cañeras de 125: KTM Duke y Aprilia Tuono, el nuevo Suzuki Burgman 400 y el pequeño Peugeot Belville 125. Sometemos a examen los nuevo Bridgestone Battlax R11, viajamos por los Pirineos en KTM 1290 Super Duke GT y nos apuntamos al Rally de Clásicas de las 5.000 curvas del MC Pistón. Repasamos la historia del Dr. Costa y la clínica mobile y en off road probamos la nueva Fantic TZ 125 Competizione.